¿Qué es la aromaterapia?

La aromaterapia utiliza los aceites esenciales extraídos de hojas, flores, ramas, cortezas, semillas, raíces, rizomas, resinas o gomas y frutos para su empleo a niveles terapéuticos y de cosmetología.

Desde el punto de vista científico, bioquímicamente los aceites esenciales pueden contener los siguientes compuestos orgánicos: fenoles, alcoholes, sesquiterpenos, aldheídos, óxidos terpénicos, éteres, cetonas, lactosas y terpenos, entre otros. Además los aceites esenciales tienen propiedades antibacterianas, antiespasmódicas, antivíricas, antiinflamatorias, analgésicas, calmantes y fungicidas.

Desde un punto de vista holístico, la aromaterapia actúa sobre la mente, las emociones y el alma. El sentido del olfato nos reconecta con nuestro subconsciente, influyendo en las energías más sutiles